viernes, 29 de junio de 2012

¡CUIDADO CON LOS CUYOS PERUANOS EN MÉXICO!




A nosotros, como criadores, nos es muy importante la preservación de razas de acuerdo a ciertos estándares y parámetros.

Tenemos inquietudes  de llevar la calidad de los cuyos a un nivel mayor del que hay en nuestro país, por lo que hemos decidido crear esta nota para hacer una diferencia MUY IMPORTANTE en lo que son los cuyos PERUANOS y ANGORA.

Quisiéramos que todos los supieran reconocer y que queden claras las características de las razas.

Los cuyos peruanos y de angora son cuyitos de pelo largo. La diferencia no radica en el largo de su pelo.


Los peruanos son cuyitos de pelo largo y lacio que ÚNICAMENTE posee 3 ROSETAS; dos en la cadera y una en la cabeza. El pelo se le acomoda hacia adelante a partir de las rosetas de la cadera hasta la cabecita, mientras que a los cuyos de angora se les acomoda el pelo de distinta manera al poseer más rosetas que el peruano.

CUYO PERUANO CALIDAD DE EXPOSICIÓN
Así se ve un cuyo peruano de bebé; con el pelo hacia adelante. 
¡SI TIENE ROSETAS EXTRA, LA RAZA PIERDE CALIDAD!

Y así se ve un cuyo peruano cuando crece y todavía puede crecerle el pelo aún más.



CUYO ANGORA
Así, es una de las formas en las que  se ve un cuyo de angora cuando es bebé.

Y así se ve un cuyo angora cuando crece. El pelo puede crecerle más.

Cabe también señalar que el cuyo de angora no es una raza reconocida... pues es una "cruza". 
En México es difícil encontrar cuyitos peruanos. Y se cae en el error de llamarles peruanos a los de angora e incluso también a los shelties en ciertos lugares.

Lo que hacemos nosotros en nuestro criadero es rescatar de toda esta mezcla de cuyos el gen del peruano. Estamos LIMPIANDO RAZAS, cuidando siempre mejorar la calidad de nuestros cuyitos. Tratando de apegarnos a los estándares y parámetros establecidos en cada raza, como lo hacen los clubes y asociaciones de España y/o EUA.

Con mucho amor y respeto a nuestros cuyos... Reproducimos con responsabilidad, adquiriendo cada vez más y más la información, la educación para conseguir la raza.
No tomamos a la ligera la crianza de los cuyitos y no cruzamos sólo para tener y vender. Tenemos nuestro programa de empadre para conseguir no sólo las rosetas del peruano, sino la densidad, la forma de ojos, cabeza (mejor carácter y menos nerviosismo) y orejas que deben de caracterizarlos. Así como patrones de colores reconocidos.
A pesar de que aquí en México no hay competencias de belleza, en nuestro criadero buscamos  que nuestros ejemplares obtengan la misma calidad que los cuyos de exposición en el extranjero.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada